¿Por qué los medios oponen los trabajadores a los usuarios en el paro del Registro Civil?

310

paro registro civil
Esta noche el paro del Registro Civil de seguro volverá a ser noticia. Ante el anuncio de los trabajadores de radicalizar la movilización que ya se extiende por 28 días, los periodistas de TV al informar sobre el tema de seguro darán amplios minutos a mostrarnos la molestia de personas que madrugan para hacer la cola, migrantes que con urgencia necesitan un papel o trabajadores buscando un certificado de antecedentes. Las imágenes son las mismas desde el 29 de septiembre, cuando se inició la paralización.

Esperé toda la semana viendo las noticias de la TV para que algún periodista me explicara el punto de conflicto entre los trabajadores y el gobierno. Hasta hoy sigo esperando.

El periodista de Radio Universidad de Chile, Víctor Herrero, observa que “como siempre, El Mercurio, La Tercera y casi todos los canales de la televisión abierta han informado exclusivamente de los impactos nocivos de esta huelga. Ciertamente, la paralización ha provocado graves trastornos para miles de chilenos. Pero pocos medios han informado cuáles son las razones de este paro y, más bien, han dejado entrever que se trata casi de un capricho de esos funcionarios públicos”.

La mala onda de los medios contra los trabajadores del Registro Civil hizo que ni siquiera comentaran que el día de iniciarse el AUC, los trabajadores dejaron sus demandas para atender a los contrayentes. Ninguna noticia mencionó el gesto solidario de que trabajadores en una huelga justa – porque también los medios nos recalcan que es ilegal – la interrumpieran para atender a parejas de la diversidad sexual.

{destacado-1}

Los canales de televisión tampoco han dicho que la ministra de Justicia (ex empleada de Agustín Edwards), Javiera Blanco, no ha querido recibir en todo este tiempo a los trabajadores del Registro Civil. Incluso ellos hicieron un paro de advertencia por 24 horas hace más de un mes, pero los medios ni siquiera consignan la incapacidad del gobierno en evitar el paro.

El paro es consecuencia de un acuerdo alcanzado con el anterior ministro de Justicia, Juan Antonio Gómez, quien se había comprometido con los trabajadores en julio de 2014 durante una actividad de aniversario a entregarles un bono por gestión institucional. O sea, los trabajadores simplemente están cobrando un acuerdo hecho y que la actual gestión de Blanco no quiere reconocer. Es más, según consigna radio Bío Bío, el martes 23 de septiembre se reunieron la dirección del Registro Civil, el Ministerio de Justicia y la Dirección de Presupuesto del Ministerio de Hacienda, para destrabar finalmente el bono prometido, pero dos días después dos asesores de la ministra Blanco les notificaron a los funcionarios del Registro Civil que “se había quebrado la mesa y que negociarían después que concreten el reajuste para servicios públicos, por lo que el diálogo se retomaría en diciembre”.

¿Ante tal incumplimiento quién es el responsable de la paralización que lleva casi un mes?

LAS MENTIRAS DEL GOBIERNO

La semana que pasó también circuló que los trabajadores del Registro Civil ganarían más de un millón de pesos. Buscando el origen de tal aseveración me topo con que fue el subsecretario del Interior, Mahmud Aleuy, quien dijo a radio Bío Bío que «es incomprensible que personas que tienen promedios de sueldo de un millón 23 mil pesos al mes, cuando los chilenos tienen un promedio de sueldo de $476 mil» vayan a paro.

Cualquiera que se haya enfrentado a los trabajadores que te entregan un certificado de antecedentes o te toman una foto para la cédula de identidad sopesará muy bien la veracidad de la frase del ministro.

Relacionado:  Confirman prisión preventiva para sujeto que lanzó bomba molotov contra alcalde Jadue y vecinos que lo escuchaban

¿Pero qué hicieron los medios?

Reprodujeron la frase sin cuestionamiento alguno. Los más agudos buscaron en Transparencia si efectivamente los funcionarios del Registro Civil ganaban eso y publicaron los listados de sueldos brutos, sin siquiera hacer los descuentos que como todo trabajador sabe, adelgazan abruptamente el salario.

Según la radio Bío Bío el sueldo promedio de los empleados del Registro Civil es de $897.513 (brutos), lo que incluye a 3,301 trabajadores. Un 74,4% de los empleados (2.456) gana menos de $999 mil brutos, sin superar el millón de pesos, concluyó la emisora.

Nada dicen los medios, mucho menos en la tele, que de los más de tres mil trabajadores del Registro Civil, apenas 116 son de planta. Una realidad laboral que implica que sólo en el caso de dicha repartición pública el 96,48% de los empleados del servicio son a contrata, una realidad repetida en todo el aparato público chileno.

Es más, según Transparencia la dirigenta de los funcionarios en paro, Nelly Díaz, recibiría un sueldo bruto de $1.450.539 mensuales. Díaz respondió que era falso y que su sueldo era de unos 600 mil pesos, agregando que «ando con mi liquidación de sueldo en la cartera para mostrarle a quien me pida saber cuánto gano. Si ganara un millón y medio de pesos sería vergonzoso que anduviera alegando. Esos sueldos no son reales». La dirigenta advirtió que demandará al Estado por la falsa información que debiera ser transparente.

Obviamente los descargos de Díaz no salieron en la tele.

COBERTURA ACOSTUMBRADA

Desde la década de 1990 que cualquier paro de servicios públicos es objeto de bullying por parte de los medios tradicionales. El enfoque de la noticia es convertir a los usuarios de los servicios públicos en víctimas y a los trabajadores movilizados en sus verdugos.

Al mismo tiempo las huelgas en empresas privadas son omitidas. Recordemos que hace apenas unos años, cuando tras semanas de huelga de los trabajadores de Líder, en aquella época principal auspiciador del noticiario de TVN, se emplazó a los medios porque no cubrían la huelga, la gerencia del canal estatal respondió que las huelgas en empresas no eran consideradas noticias en su pauta editorial.

Comentarios como éste dan cuenta de que el efecto perseguido por la cobetura del paro del Registro Civil es un éxito para el neoliberalismo
Comentarios como éste dan cuenta de que el efecto perseguido por la cobetura del paro del Registro Civil es un éxito para la agenda conservadora

En junio de 2013, en una huelga de los trabajadores de Unimarc cuando los trabajadores le enviaron un correo a TVN Red Coquimbo para preguntarles por qué no la cubrían, recibieron como respuesta que “el canal no interviene en conflicto entre privados”.

Y así ocurre con cualquier demanda laboral. Cuando no satanizan a los huelguistas, los grandes medios simplemente omiten el conflicto. Se trata de deslegitimar cualquier demanda laboral y, de paso, contribuir al desprestigio de la función pública.

EFECTOS EN REDES SOCIALES

En los últimos días los medios remarcan que el paro es ilegal porque según la Constitución de 1980 las reparticiones públicas no pueden hacer huelga. No faltan los comentaristas de redes sociales que reproducen dicha información sin cuestionar siquiera la injusticia de que todo el sector público no pueda mejorar a través de la huelga su situación laboral.

El efecto perseguido por la desinformación mediática se evidencia en los comentarios de las noticias
El efecto perseguido por la desinformación mediática se evidencia en los comentarios de las noticias

Una mirada a los comentarios en dichas redes da cuenta de la desinformación y manipulación del proceso de huelga del Registro Civil ha sido exitosa: producir una molestia de la ciudadanía respecto del paro de los funcionarios del Registro Civil: Los que no se creen el cuento del millón de pesos, acusan a los trabajadores de holgazanes o piden que los echen a todos. De seguro muchos de esos comentaristas son también trabajadores.

Mauricio Becerra Rebolledo
@kalidoscop
El Ciudadano

RELACIONADO: Cuando PENTA financiaba el noticiario principal de TVN