es Spanish

The Washington Post analiza la posibilidad de un juicio político en la Casa Blanca

¿Por qué no avanza el impeachment a Trump si la mayoría de los Demócratas lo pide?

Desde que se publicó el informe del fiscal especial Robert S. Mueller sobre la presunta «trama rusa», en abril, cada gran momento relacionado con la investigación ha llevado a una ola de legisladores a apoyar la investigación de juicio político


En el Congreso estadounidense, más de la mitad de los legisladores del partido Demócrata en la Cámara de Representantes apoyan una investigación de juicio político (impeachment) contra el presidente Donald Trump. Entonces, ¿por qué aún no se ha aplicado?

Este viernes, The Washington Post reveló que la mayoría de los Demócratas desea abrir esa investigación al Mandatario, de acuerdo con declaraciones del representante Demócrata, Salud Ortiz Carbajal.

El rotativo reseña que se trata de un hecho simbólicamente significativo, porque mientras la campaña electoral para derrocar a Trump está en marcha, los líderes del partido Demócrata insisten en advertir que la destitución del magnate podría costarles la mayoría de la Cámara el próximo año.

The Washington Post afirma que al menos 118 de los 235 demócratas de la Cámara baja desean la apertura de una investigación de juicio político. Foto: Web

Hoy, al menos 118 de los 235 demócratas de la Cámara de Representantes apoyan el primer paso hacia la destitución. Sin embargo, eso no significa que ese paso se dará realmente e, incluso, existe la posibilidad de que no ocurra nada como resultado de este hito.

Una de las razones que expone el Post para hacer esa aseveración es que la presidenta de la Cámara, Nancy Pelosi sostiene firmemente que comenzar el camino de la destitución sería un movimiento equivocado para los demócratas si quieren mantener su mayoría.

Pelosi es la única persona en el Congreso que tiene la autoridad para detener el tren de juicio político antes de que empiece a funcionar porque es quien manda allí. Además, demuestra estar consciente de que gran parte de su caucus todavía no es compatible con la destitución.

Nancy Pelosi es la única persona en el Congreso que tiene la autoridad para detener el tren de juicio político. Foto: Agencias

The Washington Post advierte también que hay otras razones para no ser optimista sobre el juicio político. La periodista Amber Phillips, cuya fuente es el Congreso, asegura que tener 118 demócratas que dicen apoyar una investigación de juicio político no es lo mismo que votar para acusar al presidente.

«Lanzar una consulta es apenas sumergir un dedo del pie en el agua. El Comité Judicial de la Cámara de Representantes iniciaría una investigación para determinar qué ha hecho Trump que pueda considerarse dentro del renglón de «crímenes y delitos menores» del Congreso. Solo si encuentran algo que cumpla con esa barra, redactarían artículos de juicio político para que toda la Cámara vote. Sin embargo, es muy posible que lo que redacten no gane el voto de la mayoría de los demócratas».

Incluso, los demócratas tuvieron la oportunidad de votar para avanzar en la destitución entre junio y julio. El representante demócrata Al Green forzó una resolución después de que Trump tuiteó que cuatro senadoras demócratas deberían «regresar» a los países de donde vinieron. Al final, la mayoría de los demócratas ni siquiera votó para debatir la resolución.

Aún así, el diario reseña que no se puede negar que los demócratas se están uniendo constantemente en torno a la idea de que necesitan, al menos, considerar destituir a Trump. Desde que se publicó el informe del fiscal especial Robert S. Mueller sobre la presunta «trama rusa», en abril, cada gran momento relacionado con la investigación ha llevado a una ola de legisladores a apoyar la investigación de juicio político.

Al menos 75 demócratas han pedido la investigación desde que Robert Mueller habló por primera vez públicamente sobre su informe. Foto: Web

En ese sentido, al menos 75 demócratas de la Cámara han pedido la investigación desde que Mueller habló por primera vez públicamente sobre su investigación. Asimismo, otros 24 lo solicitan desde el testimonio de Mueller ante dos comités de la Cámara, la semana pasada. Ahora, más de la mitad de los presidentes de los comités demócratas de la Cámara apoyan una investigación de juicio político.

Un detalle a tomar en cuenta es que apenas siete de esos demócratas provienen de distritos con tendencia republicana. Además, solo uno de ellos representa un distrito que Trump ganó en 2016, el representante Chris Pappas de New Hampshire.

Por todo ellos, Pelosi es plenamente consciente de que el juicio político no es popular entre la mayoría de los estadounidenses. Una encuesta de la firma Quinnipiac realizada en los días posteriores al testimonio de Mueller no encontró un apoyo significativo hacia la destitución. Incluso, reveló que aún persiste la oposición de 6 de cada 10 de los consultados.

The Post afirma que tampoco hay indicios de que el juicio político sea una prioridad para los votantes en distritos de tendencia republicana en estados como Kansas, Iowa y Georgia, donde los demócratas se aventuraron en las elecciones legislativas de 2018 para echar a los republicanos y ganar la mayoría.

En el medio de este debate, Pelosi, para satisfacer a la mitad de su caucus, puede argumentar que las investigaciones sobre Trump que ya están en curso son «similares» a la de un juicio político, pero sin tener que mencionar esas dos palabras controvertidas y polarizantes.

Incluso, una demanda presentada por el Comité Judicial de la Cámara para obtener el informe completo de Mueller deja entrever que necesitan esa información para una investigación de juicio político. Por ello, algunos analistas sostienen que la investigación de juicio político ya comenzó pero quieren hacerla ver desapercibida.

Por su parte, algunos miembros del Congreso están tratando de correr la voz. «En todos los sentidos, nuestra investigación es una investigación de juicio político», escribió el representante Ted Deutch, miembro del Comité Judicial, en un artículo de opinión publicado esta semana en el South Florida Sun-Sentinel.

Pero, por el momento, si no se llega más allá de este hito simbólico de apoyo mayoritario, el momento será un punto importante en la historia de la presidencia de Trump. Aún así, existe una posibilidad real de que no vaya más allá de palabras.

Facebook Comments

4,234,140FansMe gusta
162,208SeguidoresSeguir
290,074SeguidoresSeguir
16,460SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

- Advertisment -