Izquierda avanza en Portugal

El resultado de las elecciones legislativas en Portugal este domingo, confirmaron el  avance de la izquierda, pese a que el partido más votado sea el neoliberal Partido Socialista, del primer ministro José Sócrates

Por Mauricio Becerra

28/09/2009

Publicado en

Pueblos

0 0




El resultado de las elecciones legislativas en Portugal este domingo, confirmaron el  avance de la izquierda, pese a que el partido más votado sea el neoliberal Partido Socialista, del primer ministro José Sócrates.

La coalición CDU, integrada por el Partido Comunista de Portugal y Los Verdes, obtuvo el 7,4% de los votos logrando entre 13 y 16 escaños de un total de 230; mientras tanto el Bloque de Izquierda (Bloco de Esquerda) obtuvo un 9,2% de los votos y podría obtener entre 18 y 23 escaños. Así, la izquierda dispondría de casi 40 diputados en el congreso portugués.

Pese a ser el partido más votado, el neoliberal Partido Socialista perdió la mayoría absoluta que tuvo en los comicios de 2005, alcanzando el 36,5% de los votos, lo que se traduce en cerca de 100 cupos parlamentarios. En tanto, el Partido Social Demócrata (derecha) obtuvo un 30,2% de los sufragios, obteniendo con ello más de 70 escaños del parlamento portugués.

La abstención superó el 40%.
El emergente Bloco de Esquerda, es una formación de izquierda anticapitalista de raíces trotskistas, en tanto que la CDU es formada por el Partido Comunista Portugués (PCP) y Los Verdes.
Hasta el momento, el socialdemócrata Sócrates gozaba de la mayoría absoluta en el Congreso, efectuándose las elecciones en medio de la profunda crisis económica y social del país.

SOCIALISMO: GESTIÓN NEOLIBERAL

La gestión de Sócrates alteró de forma restrictiva las reglas de acceso al subsidio de desempleo, reduciendo los fondos destinados a los parados en 400 millones de euros entre 2007 y 2009. El resultado es que actualmente, cerca de 300.000 parados (de un total de unos 625.000) no tienen cobertura- según comenta el analista Martxelo Diaz.

Durante el gobierno de Sócrates se han incrementado las desigualdades sociales, que en Portugal alcanzan uno de los mayores niveles de la UE, agrega el analista. Mientras los trabajadores de la función pública perdieron un 3,4% de su salario real entre 2005 y 2008, las principales empresas energéticas lograron 7.236 millones de euros de beneficios y los bancos 9.548 millones de euros.

Tanto el PS y el PSD son defensores del Tratado de Lisboa y se negaron a que los portugueses pudieran votarlo en referéndum.

Además, el gobierno socialista introdujo restricciones al derecho de manifestación y a las actividades sindicales y de comités de trabajadores. En las semanas previas a las elecciones diversos trabajadores (sanitarios, Administración y  transportes), realizaron huelgas.

El Ciudadano

Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Relacionados

Comenta 💬