Morales en huelga de hambre por aprobación de ley electoral

La oposición en el Parlamento boliviano está trabando la aprobación de la nueva ley electoral, argumentando un nuevo padrón electoral

Por Mauricio

Publicado en

Pueblos

0 0



La oposición en el Parlamento boliviano está trabando la aprobación de la nueva ley electoral, argumentando un nuevo padrón electoral. La nueva constitución del país altiplánico establece el voto de los bolivianos en el exterior y escaños para pueblos indígenas.

El presidente boliviano, Evo Morales, se declaró este jueves en huelga de hambre junto a dirigentes de movimientos sociales para presionar al Congreso Nacional que apruebe la ley electoral para los comicios generales.

Acompañan en esta huelga de hambre al mandatario la Central Obrera Boliviana (COB), el Consejo Nacional por el Cambio (Conalcam) y la Confederación Sindical de Trabajadores Campesinos.

El anuncio de Morales fue hecho desde el Salón de los Espejos del Palacio de Gobierno. “Apelemos a la conciencia del los parlamentarios. Apelamos a esta medida para defender la democracia”- señaló el mandatario boliviano.

Morales estuvo acompañado en la conferencia de prensa por el dirigente campesino Fidel Surco, presidente del Consejo Nacional por el Cambio que aglutina a representantes de todo el país y del principal dirigente de la Central Obrera Boliviana (COB), Pedro Montes.

Desde el miércoles el Congreso boliviano discute la ley electoral transitoria que establece la nueva Constitución del Estado, aprobada en febrero último. Morales dijo verse obligado a tomar la medida por la “negligencia de un grupo de parlamentarios neoliberales” que impide la aprobación de la ley electoral.

La oposición acusa que el proyecto de ley ofrece ventaja para la reelección de Morales. Además, se manifiestan renuentes a aceptar un número de escaños que debe otorgarse a los pueblos indígenas, la habilitación del voto de los bolivianos en el exterior y medidas referidas al padrón electoral.

La Constitución, aprobada el 7 de febrero, establece que en 60 días, contados a partir de su vigencia, debía aprobarse en el Congreso Nacional la Ley de Régimen Electoral Transitorio que normará las elecciones generales del 6 de diciembre de este año.

Sumando senadores y diputados, el Parlamento está conformado por 157 miembros, quienes tienen por reglamento el uso de la palabra durante una hora y aún faltan 11 oradores en el Congreso Nacional, mientras que la comisión que se formó hace dos días para procurar un acuerdo continúa debatiendo hasta llegar a un acuerdo.

La oposición exige un nuevo re empadronamiento o nueva inscripción de todos los votantes bolivianos, donde aproximadamente 4 millones de personas conforman el actual padrón electoral.

La Corte Electoral de Bolivia ha manifestado que necesitaría por lo menos de un año para realizar ese trabajo, cuando el plazo para las elecciones está fijado por la Constitución para el 6 de diciembre, y para la fecha restan menos de ocho meses.

Morales respondió a este emplazamiento diciendo que dicha solicitud “es simplemente decir que no haya elecciones nacionales ni elecciones prefecturales y municipales el próximo año”.

También agregó que “los compatriotas que viven en el exterior tienen derecho a decidir quienes son sus autoridades y quienes dirigirán el futuro del país”.

En tanto, el vicepresidente del país y presidente de Congreso, Álvaro García Linera, considera que el debate puede prolongarse hasta este viernes y sugirió a los congresistas postergar su participación en las celebraciones de la Semana Santa.

“Faltan 30 (congresistas) oradores y terminaremos el Congreso el viernes (10 de abril) a las 3 de la tarde, así que el que tenga procesión (por Semana Santa), debe postergarla”- indicó García Linera.

El Ciudadano


Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬