¿Por qué Venezuela está derrotando el COVID-19?

Venezuela es uno de los pocos países del mundo que presenta indicadores positivos con respecto al comportamiento del coronavirus COVID-19 y su capacidad virulenta de infección y letalidad

Venezuela

Venezuela es uno de los pocos países del mundo que presenta indicadores positivos con respecto al comportamiento del coronavirus COVID-19 y su capacidad virulenta de infección y letalidad.

Desde el pasado 13 de marzo, cuando en Venezuela se detectaron los dos primeros casos, el país ha logrado contener y disminuir al mínimo la cantidad de contagios dentro del territorio nacional, esto gracias a una serie de medidas tomadas a tiempo y con pertinencia, que han evitado que el virus se propague masivamente.

Basada en las experiencias y cooperación de China, Cuba y Rusia por un lado; así como la coyuntura generada en Italia y España donde el COVID-19 ha tenido un comportamiento altamente virulento y letal, el Gobierno de Venezuela optó ―una vez confirmados los primeros casos positivos― por decretar el país en Emergencia Permanente.

Esta medida fue inmediatamente acompañada por la declaración de una cuarentena nacional colectiva con medidas de distanciamiento social, que implica el uso de tapabocas obligatorio, limpieza y desinfección de calles y espacios públicos, cese de actividades laborales salvo sectores prioritarios, así como precauciones estrictas en los sistemas de transporte masivos, para evitar que el virus se expandiera exponencialmente en la población.

Tales medidas han logrado que la curva de contagios en el país se mantenga aplanada y han evitado que se eleve, como ha sucedido en países como Brasil, Ecuador, Chile, España, Italia y Estados Unidos, donde la propagación del virus se ha vuelto descontrolada y ha originado la saturación de sus sistemas de salud.

Venezuela

Venezuela: 65 pacientes recuperados y pocos contagios

En el caso venezolano, a casi un mes de la confirmación de los primeros casos, el país contabiliza ―hasta el 7 de abril― un total de 166 personas que han dado positivo al COVID-19, de las cuales ya 65 están totalmente recuperadas, cifra que representa 39,15 % de los contagios.

En lo que respecta a la cantidad de fallecidos, Venezuela registra 7 víctimas, 4,24 % del total de contagios. Las muertes han guardado estrecha relación con personas que presentan enfermedades crónicas preexistentes relacionadas al sistema respiratorio, diabetes o coronarias, y que al adquirir el virus se complicaron; y también, en su mayoría, han sido adultos mayores a los 65 años, una población altamente vulnerable a la enfermedad.

Para este momento, en Venezuela hay 93 pacientes con el COVID-19 activo. Estas personas reciben tratamientos en distintos centros de la red de salud pública y privada del país; así como hay otros casos que se mantienen debidamente aislados en sus hogares.

La mayoría de los pacientes están en el sistema público y otro porcentaje menor en clínicas privadas. En todos los casos, ningún paciente tiene que pagar por el tratamiento y las atenciones que se les suministra, el Estado cubre los gastos.

El comportamiento del nuevo coronavirus en Venezuela presenta también una de las más bajas cifras de contagios por cada millón de habitantes, con 5,12 casos; mientras que el promedio mundial es de 181.77 personas por cada millón.

En este momento, sobre las seis de la tarde del 7 de abril, las cifras globales de la pandemia del COVID-19 contabilizan 1.423.642 casos confirmados, con 1.040.162 de personas con el virus activo.

De ese total, 301.623 personas han logrado recuperarse, 21,19 % de los infectados globales; y han fallecido 81.857 ( 5,75 % ). En ambos indicadores, Venezuela presenta mejores cifras.

COVID-19

Además, en relación con países con la curva de infecciones descontrolada, como el caso de Brasil (primero en Latinoamérica), Chile, Ecuador y Estados Unidos (actual epicentro de la pandemia), los registros de Venezuela dan claridad y certifican que las medidas de cuarentena combinadas con los despistajes masivos son fundamentales para detener la propagación del COVID-19.

En el caso de Estados Unidos, por ejemplo, la cifra de contagios es de 1.190,34 por cada millón de personas, con un total de 394.182 casos positivos, 359.895 activos, con 12.716 muertes y 21.571 recuperados.

En España, la cifra de contagios por millón de habitantes es de 2.985,5; en Italia, de 2.250,64; en Chile, de 267,75; en Ecuador, de 214,5; en China, de 58,3; y en Rusia, de 51,09.

El presidente Nicolás Maduro resaltó las cifras alentadoras que presenta Venezuela, pero advierte que no hay que bajar la guardia con respecto a las medidas de prevención, el despistaje masivo casa por casa y la cuarentena colectiva nacional, pues los casos más recientes se tratan de pacientes que han adquirido el virus de forma comunitaria, es decir, sin saber su procedencia, lo que indica que la población es más susceptible a sufrir contagios; un elemento que podría hacer que el país tome un giro y el virus se propague exponencialmente si se dejan de tomar las medidas de aislamiento que hasta ahora han funcionado.

Además, el jefe de Estado venezolano instó, la tarde de este martes 7 de abril, a que los casos positivos que se mantienen en cuarentena en sus casas, 40 en total, y dos en camas de hotel, sean llevados inmediatamente a centros de salud para que se mejoren las medidas de aislamiento y cuidados, y así evitar que los familiares que están con ellos resulten contagiados como ya ha ocurrido. Maduro indicó que a más tardar a la medianoche de ese mismo día estuvieran todos los casos en hospitalización.

Venezuela

¿Qué habría pasado en Venezuela sin la cuerantena?

El presidente Maduro resaltó la semana pasada la efectividad de la medida preventiva de cuarentena colectiva aplicada en el país, con la que se ha podido contener el comportamiento virulento del coronavirus COVID-19 y disminuir a lo mínimo su capacidad de contagio en la población venezolana.

En ese sentido, Maduro explicó que de acuerdo con los cálculos, si la medida de cuarentena no se hubiese decretado en el país, Venezuela tendrían más de 12.000 personas infectadas y al menos 400 de ellas habrían fallecido.

«Fuimos el primer país de toda América en tomar la medida de cuarentena colectiva», resaltó sobre la decisión que ha permitido evitar que la pandemia afecte masivamente a los ciudadanos.

Al respecto, acotó que la cuarentena ha sido eficaz, pues el comportamiento exponencial que tiene el virus en países donde no se ha tomado la medida deja ver claramente que los niveles de contagio se disparan descontroladamente.

«Ha valido la pena», subrayó Maduro, quien adelantó que el país ha avanzado satisfactoriamente en la etapa de contención y en este momento se dirige hacia la etapa de ruptura de las cadenas de transmisión del virus.

Foto: @GNBoficial/Referencial.

Medidas para evitar contagios de privados de libertad

Por su parte, la ministra de Servicios Penitenciarios de Venezuela, Iris Varela, resaltó este martes las estrictas medidas de prevención y seguridad sanitaria que se mantienen en los centros de reclusión del país para evitar que el coronavirus afecte a la población carcelaria.

Entrevistada en VTV, Varela resaltó que la planificación previa y el control preventivo, junto a la aplicación de una serie de protocolos de seguridad, han permitido que la población penitenciaria se mantenga a salvo de los contagios,

«El control se evidencia en que somos uno de los pocos países donde no se ha registrado situación de contingencia en las cárceles», informó la ministra, quien además felicitó a los privados de libertad por mantener la disciplina y cumplir con las normas preventivas.

Varela anunció que entre las regulaciones extraordinarias que se ejecutan para prevenir el COVID-19, está la suspensión de visitas, pues así se previene que una persona contagiada ingrese a un centro penitenciario el virus y ocurra una propagación que puede ser evitada.

Dijo que, además, los privados de libertad están trabajando durante la cuarentena colectiva nacional en la confección de mascarillas o tapabocas y de gel antibacterial, entre otros insumos.

La ministra resaltó las medidas de control, así como la visión política del presidente Nicolás Maduro en medio de la pandemia, con las que se ha podido controlar y disminuir al mínimo los contagios en el país.

Acotó que también se mantiene bajo estricto control la entrada de paquetería, incluyendo los alimentos, que antes de entrar reciben un protocolo de desinfección.

Indicó que los familiares se mantienen debidamente informados sobre sus privados de libertad y se han sumado a la campaña de prevención en redes sociales, al grabar videos para concienciar sobre el COVID-19.

«Los privados de libertad son una población vulnerable en cualquier parte del mundo», acotó Varela, quien destacó que Venezuela «es uno de los pocos países donde no se han registrado situaciones de contingencia» con los presos, dada a la atención directa que presta el Gobierno a esa población.

«No es lo mismo dirigir la situación a control remoto que ir directamente», recalcó Varela, quien informó que su despacho realiza recorridos y visitas directas a los recintos penitenciarios, con los debidos resguardos de prevención y distanciamiento con los privados de libertad.

«Nadie ha contraído la enfermedad ni la van a contraer por la medida de cuarentena, si permitimos visitas se abre la puerta al contagio», acotó Varela, quien destacó que «Venezuela tiene uno de los mejores servicios penitenciarios del mundo y un ejemplo es como está enfrentando esta contingencia».

https://www.youtube.com/watch?v=H6n6Vs4Z5G4&feature=youtu.be

Toque de queda en municipios fronterizos con Colombia

El jefe del Comando Estratégico Operacional de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (CEOFANB), Remigio Ceballos, explicó este lunes en la noche la aplicación del decreto de Toque de queda para los municipios Simón Bolivar y Ureña del estado Táchira, ambas localidades fronterizas con Colombia.

En un contacto telefónico con VTV, Ceballos indicó que la aplicación del toque de queda comenzó el lunes a las 8 de la noche y se ejecutará diariamente entre las 4 de la tarde y las 10 de la mañana, esto mientras dure la medida que se ejecuta como parte del decreto de emergencia permanente dictado por el presidente Maduro, como medida para evitar la propagación masiva del coronavirus.

En ese sentido, Ceballos indicó que desde el mismo lunes, todas las personas que ingresen al país desde Colombia, a través del puente Simón Bolívar, deberán permanecer 15 días en cuarentena obligatoria.

“Toda persona que ingrese a través del puente Simón Bolívar deberá permanecer 15 días en cuarentena, para ello hay una articulación cívico militar policial, con las autoridades el estado Táchira”, dijo Ceballos.

El jefe del CEOFANB agregó que las labores y medidas de emergencia incluyen el trabajo del «comando de la zona operativa de Táchira» que tiene «tres puntos de atención social integral, con observación médica permanente, con el distanciamiento que corresponde, para romper con la cadena de contagios comunitarios que es el punto en el que en este momento estamos combatiendo con fuerza”.

“Hacemos un llamado a la conciencia, a la solidaridad, en estos puntos recibirán alimentos, un trato digno ordenado por nuestro comandante en jefe, Nicolás Maduro Moros”, recalcó Ceballos.

El jefe militar también destacó que los efectivos de la FANB están desplegados para luchar contra el COVID-19 y por tal razón recalcó que han elevado todas las incidencias y los niveles de seguridad y bioseguridad en el estado Táchira.

«Llamamos a la conciencia, a la tranquilidad, al sosiego de las personas que están allí en el municipio Simón Bolívar, en San Antonio del Táchira y en Ureña», acotó.

Te puede interesar…

Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Relacionados

Comenta 💬