es Spanish

Los magnates de las farmacias


Son multimillonarios y dos de ellos, Opus Dei. Viven en mansiones, manejan autos de lujo y controlan el 92% del mercado farmacéutico chileno. Por razones de conciencia no les gusta vender la píldora del día después, pero no se arrugan a la hora de coludirse para cobrar hasta el triple por remedios para la epilepsia, el alzheimer o la diabetes. Así viven Luis Enrique, Guillermo y José, los “emprendedores” detrás de las farmacias Salcobrand, Cruz Verde y Ahumada.

SALCOBRAND Luis Enrique Yarur Rey

Luis Enrique soñó desde pequeño con ser banquero y ganar camionadas de dinero sin tener que sudar mucho. A los 25 años ya era gerente general del BCI y a los 41 su presidente, cargo que mantiene hasta hoy. Es dueño, junto a sus cinco hermanos, de las Empresas Juan Yarur, holding que además del BCI controla las farmacias Salcobrand, la Viña Morandé y los cementerios Parque del Sendero, entre otros emprendimientos.

El patrimonio de los hermanos Yarur Rey se estima en más de US$ 1.000 millones. Para comprarlo hay que pagar cerca US$ 3.000, que es lo que vale el holding en la Bolsa. Luis Enrique además es uno de los principales financistas y benefactores de la Universidad de Los Andes. La Escuela de Negocios de esa distinguida casa de estudios lo ungió a él y sus consanguíneos como la “Familia Empresaria 2007”.

En una entrevista concedida al IESE, la escuela de negocios de la Universidad de Navarra, donde hizo su MBA en los ’70, Luis Enrique explicó en pocas palabras qué piensa de temas como la igualdad y el desequilibrio social:  “Todos los seres humanos somos distintos y cuando alguien pretende igualarnos, lo único que consigue es quebrar nuestra capacidad creadora”.

Como se podrán imaginar, Luis Enrique es Opus Dei. Tiene ocho hijos, se negó a vender la píldora del día después en 2008 y cumple con todas las exigencias piadosas de La Obra. Su devoción religiosa, sin embargo, no fue suficiente para evitar que Salcobrand subiera, de un día para otro, hasta en un 310% los precios de anticonceptivos y medicamentos para enfermos crónicos como hipertensos, epilépticos y diabéticos. A pesar de la evidencia entregada por FASA y recopilada por la FNE, Salcobrand seguía negando esta acusación hasta el cierre de esta edición.

Como todos los Yarur, Luis Enrique no se anda con sencilleces. Vive en una fastuosa mansión de estilo mediterráneo en el barrio San Damián, en Las Condes. Rodeada de guardias y cercas eléctricas, la morada cumple con los estándares de la gente como él: es amplia, tiene palmeras y una arquitectura de gusto discutible.

Si tiene alguna duda, pregunta o comentario que quiera hacerle a Luis Enrique sobre Salcobrand, puede llamarlo al (56-2) 2170830.

CRUZ VERDE Guillermo Harding Alvarado

Guillermo, dueño de las farmacias Cruz Verde, a diferencia de Luis Enrique, no ha querido ampliar el giro de su principal empresa, abrirla a la bolsa ni llevarla al extranjero. Cruz Verde lo tiene tranquilo y no es para menos. Registra ventas superiores a los US$ 500 millones anuales y representa el 39% del mercado farmacéutico de Chile. Además, se adjudicó la entrega de medicamentos a las isapres para el Plan AUGE, negocio que le reporta US$ 80 millones anuales.

Pero Guillermo tiene otras cosas en común con Luis Enrique. El también financista de la UANDES y entusiasta miembro del Opus Dei  se negó a vender la píldora del día después en sus farmacias en 2008, aduciendo objeciones de conciencia y “económicas”. No actuó de la misma forma frente a los anticonceptivos, a los que Cruz Verde decidió “sacarles más provecho” aumentando su precio en más de un 100% coordinándose con FASA y Salcobrand.

Pero estas contradicciones, sumadas al haber lucrado igual que sus competidores con enfermedades crónicas como la hipertensión, la diabetes o la epilepsia, no han sido obstáculo para que lo premien y le dediquen páginas completas en las revistas de couché. Aunque parezca chiste, en 2006 la Universidad de Viña del Mar le otorgó el Premio al Mérito Empresarial “en reconocimiento a su liderazgo, espíritu emprendedor y valores éticos”.

La morada de Guillermo y su familia, es algo más modesta que las groseramente fastuosas residencias de sus amigos Yarur y Codner. Vive en un espacioso departamento ubicado en el barrio El Golf, frente a la Plaza Perú.

Si compra los remedios para su enfermedad en Cruz Verde y necesita saber cuándo y cómo le reembolsarán el dinero robado, puede contactarse con Guillermo al (56-2) 4185852.

AHUMADA José Codner Chijne

En Farmacias Ahumada S.A. (FASA) aseguran que su directorio jamás tuvo conocimiento de la estrategia que durante más de un año y reuniéndose dos veces a la semana, urdieron sus ejecutivos con los de Salcobrand y Cruz Verde para subir los precios en conjunto de 222 medicamentos. Su principal accionista y controlador, José Codner, se negó a hablar de la polémica, pero sí habló el vicepresidente de la cadena, Alejandro Rosemblatt, quien explicó que “los controles internos nos fallaron”.

José posee el 21,6% de la propiedad de FASA, que es la mayor cadena de farmacias de Latinoamérica, con 1.255 locales distribuidos en México, Chile y Perú. Sus ventas superan los US$ 1.700 millones anuales y el año pasado sólo sus ganancias fueron de alrededor US$ 12 millones. Pero aún con estos números, Ahumada está dispuesta a pagar solamente US$ 1 millón al fisco por el daño causado a los consumidores, muchos de ellos enfermos crónicos que siguen pagando hasta tres veces lo que valen sus remedios.

A diferencia de Guillermo y Luis Enrique, a José no se le conocen posturas muy conservadoras en su religión (es judío), pero tampoco quiso vender la píldora del día después en sus locales el año pasado. En la cadena afirman que se debió al temor a una potencial demanda colectiva, que entonces amenazaron anteponer grupos ultraconservadores. Es que en 2008 FASA todavía no se reponía de su fracasada incursión en Brasil. Sólo remontaron con la compra de Farmalíder a D&S y gracias a la colusión con Cruz Verde y Salcobrand.

En lo que a lujos respecta, José supera a Luis Enrique y Guillermo. Vive en una mansión ubicada en el exclusivo Valle Escondido, una urbanización de 175 hectáreas enclavada entre El Arrayán y La Dehesa. Cuenta con un impenetrable sistema de seguridad y una cancha de golf de 33 hectáreas.

Por cualquier duda que tenga sobre FASA puede comunicarse con José marcando el (56-2) 3214040.

El Ciudadano

yoquieroqueexista

Facebook Comments

4,250,433FansMe gusta
173,093SeguidoresSeguir
291,970SeguidoresSeguir
16,523SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

- Advertisment -