Reformalizan a exdirector de la PDI, Héctor Espinosa, por malversación y lavado de activos: Fiscalía prepara acusación final

En agosto de 2021, Espinosa había sido formalizado por estos delitos, audiencia en la que también se comunicó que se estaba investigando a su cónyuge, María Neira Cabrera, y a su exayudante personal, comisario Eduardo Villablanca.

PDI

El fiscal regional de Magallanes, Eugenio Campos, reformalizó este martes a Héctor Espinosa, exdirector de la Policía de Investigación (PDI), acusado por delitos reiterados de malversación de caudales públicos, falsificación de instrumento público y lavado de activos.

La investigación contra el exdirector de la PDI se basa en los hechos registrado en 2015 y 2017, donde se evidenció que Espinosa sustrajo ingentes montos de dinero en moneda nacional, provenientes de recursos públicos destinados a la satisfacción de gastos reservados y asignados a dicha institución.

Esto generó ganancias de 146 millones de pesos, que se habrían desviado en 53 depósitos a nombre de Espinosa y otros a nombre de su esposa entre junio del 2015 y marzo del 2017, periodo en el que el ex uniformado estaba al mando de la policía civil.

 El fiscal Campos señaló que, con dicho procedimiento se entró oficialmente en la recta final del proceso investigativo en contra de Espinosa, así como de su cónyuge María Neira Cabrera y el comisario Eduardo Villablanca, su exayudante, quienes también fueron reformalizados por su presunta colaboración en el nuevo ilícito, refiere Cooperativa.

Pese a que se amplió el plazo de investigación a dos meses, el Ministerio Público se encuentra preparando la acusación final, la cual será presentada próximamente.

Cabe recordar que, el Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago decretó, hace varios meses, prisión preventiva para el exdirector de la PDI.

La causa partió en diciembre de 2020 después de que la Unidad de Análisis Financiero (UAF) detectara operaciones sospechosas de Espinosa, en paralelo a la malversación de fondos dentro de Carabineros que también investigan el fiscal Campos junto a su equipo «Verde Austral» desde 2016.

Durante las investigaciones, la UAF detectó reportes de operaciones “sospechosas” de Espinosa y de Neira, quien fuera en ese momento funcionaria del Servicio de Impuestos Internos (SII).

En los reportes se alerta de “operaciones carentes de justificación registradas en sus cuentas bancarias personales con altos niveles de abonos que no se condicen con sus perfiles comerciales y además de un uso intensivo de dinero en efectivo”.

Villablanca, por su parte, se señaló como un presunto “testaferro” de Espinosa con el fin de dificultar el rastrero de los dineros depositados.

De igual forma, durante las audiencias, se presentaron pruebas sobre el “incremento patrimonial inusual” de María Neira.

En 2020 la mujer adquirió un vehículo por $13.400.000 y en 2018 un departamento en Las Condes con dos estacionamientos y dos bodegas avaluado en más de 398 millones de pesos.


Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬