Santiago: Déficit de 14 millones de árboles

Santiago se está quedando sin “pulmones verdes” debido a la falta severa de árboles y áreas verdes, especialmente en el sector poniente de la ciudad

Santiago se está quedando sin “pulmones verdes” debido a la falta severa de árboles y áreas verdes, especialmente en el sector poniente de la ciudad. Santiago tiene unos 6,3 millones de árboles y necesitamos tener unos 18 o 20 millones”, señala el profesor Juan Ignacio Domínguez, de la Facultad de Agronomía de la Universidad Católica.

Un estudio de la Universidad Católica reveló que Santiago tiene un déficit de entre 12 a 14 millones de árboles. El Profesor Juan Ignacio Domínguez, de dicha universidad, señaló que “El Gran Santiago” tiene hoy 6,3 millones de árboles (18 a 20 millones se considera un estándar aceptable).

Santiago se está quedando sin “pulmones verdes” debido a la falta severa de árboles y áreas verdes, especialmente en el sector poniente de la ciudad.

Informes del Ministerio de Vivienda indican que las 34 comunas del Gran Santiago tienen en promedio 4,7 m2 /hab de áreas verdes consolidadas, lejos de los 9 m2 /hab que sugiere la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Es por ello que un equipo multidisciplinario de la Universidad Católica propuso a las autoridades del país una propuesta formal sobre “Forestación Urbana: una alternativa real para combatir la contaminación ambiental”, iniciativa que resultó seleccionada en el Concurso de Políticas Públicas UC 2009.

Santiago Verde, lanzado por el ex intendente Víctor Barrueto a fines de 2006, pretendía plantar anualmente entre 200 mil y 300 mil árboles, desde el año 2007 al 2011, lo que nunca se cumplió, básicamente porque ni el Gobierno, ni la Intendencia ni Hacienda nunca lo financiaron.

MAPAS VERDES

“Más áreas verdes” es una frase que en el imaginario colectivo puede sonar tan obvia como difícil de concretar. Para muchos, el ideal de ciudad no se concibe sin un gran parque para pasear, jugar o simplemente encontrar un momento de tranquilidad en la intensidad de la urbe. Algo que para el flâneur parisino o el neoyorkino es esencial para la vida en ciudad, para el santiaguino medio todavía sigue siendo un bien escaso y de acceso limitado.

Por esto, han surgido voces que buscan democratizar la accesibilidad y el buen uso de parques y áreas verdes. Por un lado, tenemos el Mapa Verde de Santiago, impulsado localmente por Ciudad Viva y, por otro, el objetivo de la actualización del Plan Regulador Metropolitano de Santiago para llegar a los 10m2 de áreas verdes por persona de aquí al 2020.

En ciudades como Nueva York, París o Londres, el porcentaje consolidado de áreas verdes supera por lejos el porcentaje mínimo de la OMS. De alguna forma, los planes de Haussmann en el siglo XIX en París, junto a los tratados de Frederick Law Olmsted para las ciudades norteamericanas en el Public Parks and the Enlargement of Towns en 1870, dieron en el clavo. Saltando de manera radical en el tiempo, hoy existe una red importante de organizaciones que buscan consolidar el buen uso, preservación y fomento de áreas verdes en el mundo.

En ese contexto, surge el Green Map® System, una organización que promueve la participación y el desarrollo a través de comunidades, mapeando y localizando lugares de interés en la ciudad. Ésta apoya proyectos locales en diferentes partes del mundo, entre ellos Santiago. Hoy existen múltiples ciudades que han adoptado los green maps o mapas verdes, formando así una red internacional que comenzó en Nueva York, en la década de los 80, con el “Mapa de la Manzana Verde”, creado por la diseñadora Wendy Brawer.

Fue precisamente Brawer quien estuvo en Santiago a mediados del año 2008, promocionando la versión local del Santiago Green Map, en una alianza con Ciudad Vida.

“Cuando mapeamos nuestro espacio vital, estamos también mapeando nuestros deseos, sueños y compromisos. Por esto, un mapa verde es – en tus manos, estimada amiga, querido amigo – una potente herramienta de cambio”, señaló Brawer en su visita a Chile.

De esta forma, el primer Mapa Verde chileno comenzó en Santiago a mediados del año 2008 e incluye 10 mapas y un libro de 200 páginas, que ofrece información sobre reciclaje y áreas verdes, transporte activo (incluida la más completa información disponible sobre rutas ocupadas diariamente por los y las ciclistas), el patri-monio y la sociedad civil.

YO PLANTÉ UN ÁRBOL

Otra iniciativa incipiente es Yo Planté un Árbol (yoplanteunarbol.cl), primera campaña de A Million New Trees, que tiene lugar en Chile. A Million New Trees es una iniciativa apoyada por UNEP (Programa de las Naciones Unidas por el Medio Ambiente), cuyo fin es concientizar y actuar sobre la problemática más transversal del planeta al plantar un millón de nuevos árboles.

El Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente es la principal autoridad mundial en el área ambiental. Liderado por Kofi Annan, con sede en Nairobi, Kenia, es un programa de las Naciones Unidas que coordina las actividades relacionadas con el medio ambiente, asistiendo a los países en la implementación de políticas medioambientales adecuadas, así como en el fomento del desarrollo sostenible.

Yo Planté un Árbol ofrece a la venta un GreenBox, un “Kit ecológico” que trae en su interior un nuevo árbol (de 20 cm de altura aprox.), contenido en una maceta biodegradable, un código que permite plantar su representación virtual en  el sitio web de Yo Planté un Árbol y la polera oficial de la campaña. Otra iniciativa semejante es regalaunarbol.cl

Por Redacción Mundo Nuevo

Fuente: www.mundonuevo.cl

Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Relacionados

Comenta 💬