Cuba frena al COVID-19 a pesar del bloqueo criminal estadounidense

Una delegación técnica especializada de la isla caribeña llegó la noche del domingo 15 de marzo a Venezuela para apoyar la estrategia de contención del coronavirus

Cuba

La Revolución en Cuba ha logrado que los sectores de salud y el científico consigan avances continuos en materia de medicina. Varios casos son prueba de ello y para combatir graves enfermedades que han dejando millones de muertes en el mundo.

Entre los más destacados se pueden mencionar -al menos- tratamientos efectivos para evitar la transmisión del VIH-SIDA de madre a hijo, contra el cáncer pulmonar, el pie diabético y recientemente el antiviral para tratar el coronavirus COVID-19.

A pesar que la pequeña isla sufre el más cruento bloqueo en la historia, impuesto por el régimen autoritario de Estados Unidos, los avances en la medicina cubana dan fe del arduo trabajo que realiza la Revolución, no sólo para saltar los daños contra la población producto del bloqueo, sino también para compartir sus aportes en beneficio del planeta.

Así es como Cuba ha logrado producir el Interferón Alfa 2B, un medicamento desarrollado por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB), ya utilizado por China para tratar a sus pacientes de coronavirus con resultados positivos y que ha generado interés de compra en al menos 15 países afectados por la pandemia que azota a más de 150 países.

«El Interferón es un producto terapéutico, no es una vacuna«, confirmó Eduardo Martínez, presidente del grupo industrial estatal BioCubaFarma, encargado de producir el medicamento que repone las defensas humanas.

En declaraciones al portal Cubadebate, Martínez recordó que, según la asociación farmacéutica china -dentro de una treintena de opciones- «entre las propuestas (para combatir el coronavirus) el primer producto de acción antiviral que se recomienda es el interferón».

Martínez explicó que gracias a los convenios y la cooperación preestablecida entre China y Cuba, el medicamento también es fabricado por la empresa mixta Changchun Heber Biological Technology, ubicada en Jilin, China, lo que facilitó su disponibilidad para el tratamiento.

«Es un medicamento que tenemos todas las capacidades para suministrar al sistema nacional de salud en Cuba y en China».

Por su parte, el director del (CIGB), Eulogio Pimentel, hay unos 15 países interesados en adquirir el producto en América Latina, Europa, África y Asia.

Contamos con un «inventario de Interferón, de producto terminado, para los casos que en un horizonte de tres a seis meses pudieran aparecer en Cuba. Y, en proceso, tenemos inventario equivalente para tratar todos los infectados que ocurrieron en China«, destacó Pimentel.

En brotes de otros coronavirus y del síndrome respiratorio agudo grave (SARS) se utilizaron interferones para prevención y tratamiento, explicó la vicepresidenta del CIGB, Marta Ayala.

«Los interferones son moléculas que produce el propio organismo ante los ataques virales. Es una primera defensa natural del sistema inmune para combatir la entrada del virus e inhibirlo«, detalló.

Pero el coronavirus, en lugar de inducir la producción de interferones, la disminuye. «De alguna manera, administrar el Interferón desde fuera podría ser una aproximación correcta en medio de la gama de tratamientos que se están utilizando», precisó.

La administración del medicamento se hace a través de inyectables, pero en China se ha aplicado por nebulización, «porque es una vía rápida de llegada a los pulmones y actúa en la etapa temprana de la infección», agregó Ayala.

Cuba ofrece apoyo al mundo

El pasado viernes 13 de marzo, Reino Unido solicitó a las autoridades cubanas el permiso de atraque en un puerto cubano del crucero MS Braemar, de la línea Fred Olsen, con un pequeño número de viajeros afectados por el nuevo coronavirus (SARS CoV 2/Covid-19), y su repatriación por vía aérea.

Ante la urgencia de la situación y el riesgo para la vida de las personas enfermas, La Habana permitió el atraque de la embarcación y adoptó las medidas sanitarias establecidas para recibir a los ciudadanos a bordo, bajo los protocolos establecidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Ministerio de Salud Pública de Cuba.

«De conjunto con las autoridades británicas, se ha organizado que una vez que los cruceristas arriben a territorio nacional, se proceda al retorno seguro e inmediato de estos viajeros al Reino Unido en vuelos charter de compañías aéreas a ese país», señaló el Gobierno.

«Son tiempos de solidaridad, de entender la salud como un derecho humano, de reforzar la cooperación internacional para hacer frente a nuestros desafíos comunes, valores que son inherentes a la práctica humanista de la Revolución y de nuestro pueblo», informó el Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba, mediante un comunicado.

No sólo Reino Unido pidió ayuda a Cuba, también lo han hecho -además de China- otros países como Chile, Italia, España, varios países del Caribe, Venezuela, entre otros.

El pasado sábado fueron las autoridades sanitarias de Lombardía, en Italia, las que solicitaron presencia del personal médico cubano para combatir el coronavirus 2019.

Asimismo hicieron Jamaica, San Cristóbal y Nieves, y San Vicente y las Granadinas. Al respecto, el primer ministro de Jamaica, Andrew Holness, que ya prohibió el ingreso de personas procedentes de Reino Unido, indicó en su cuenta de Twitter que en los próximos días llegarán a la isla caribeña 21 enfermeras cubanas, aunque requieren de unas 100 para afrontar la nueva enfermedad, que ya ha causado más de 5.000 muertos en el mundo.

“Estamos ampliando el personal para hacer frente a lo que esperamos que venga. El 24 de marzo, 21 enfermeras especializadas llegarán de Cuba. Estamos buscando obtener unas 100”, señaló en su tuit.

Agregó que su gobierno, que ha confirmado ocho afectados por la COVID-19, está “haciendo todo lo posible para frenar la propagación del virus”.

De igual forma, Terrance Drew, experto en temas sanitarios del opositor Partido Laborista (SKNLP) de San Cristóbal y Nieves, declaró que desean solicitarle a las autoridades cubanas “ayuda para crear una infraestructura y un plan para tratar a las personas que se infecten”.

Un similar pedido fue hecho por las autoridades de San Vicente y las Granadinas.

En Italia, responsables sanitarios de la región norteña de Lombardía informaron que solicitaron a varios países personal médico para combatir el coronavirus.

El consejero de Sanidad de Lombardía, Giulio Gallera, detalló en rueda de prensa este sábado que los trabajadores de la salud extranjeros provendrán de “Venezuela, China y Cuba”.

“Obviamente les daremos un lugar para vivir, pues necesitamos las habilidades de todos”, manifestó.

Italia tiene un registro de fallecidos superior a los 2.500 de un total de más de 31.000 casos confirmados. De ese total, casi 1.000 muertes han sido en Lombardía y más de la mitad de los contagiados registrados a nivel nacional son de esa región.

Cuba apoya contención del COVID-19 en Venezuela

Una delegación técnica especializada de Cuba llegó la noche del domingo 15 de marzo a Venezuela para apoyar la estrategia de contención del COVID-19.

“Venimos con el encargo de nuestro país, de nuestro Gobierno, de evaluar el nivel de preparación y protección de nuestros cooperantes e intercambiar las experiencias en la elaboración del Plan nacional que se implementa hoy en Cuba”, dijo el doctor José Ernesto Betancourt Lavastida, director de Defensa y Defensa Civil del Ministerio de Salud Pública (Minsap).

De conjunto con la Brigada Médica Cubana, el grupo de trabajo valorará “cómo puede ser mejor la protección del pueblo venezolano, la preparación de las instituciones y la comunicación social de riesgo sobre esta enfermedad”, informó Betancourt.

“Me acompañan cinco especialistas de alto nivel técnico y profesional en sus respectivas competencias: dos especialistas de medicina intensiva, un epidemiólogo y un microbiólogo-virólogo del Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí, donde se están llevando las principales acciones de vigilancia epidemiológica, aislamiento y tratamiento de nuestros pacientes, incluso, de los cuatro casos confirmados que tenemos en el país y que evolucionan satisfactoriamente”, explicó el doctor cubano.

Betancourt señaló, además, que a Caracas también llegó Luis Herrera, director fundador del Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología de La Habana, quien «viene a evaluar la pertinencia y las posibilidades de empleo de los medicamentos cubanos en interés del combate a esta enfermedad”.

Por su parte Rander Peña, viceministro venezolano para América Latina, quien acompañó a la delegación, saludó esta primera avanzada de especialistas cubanos que en forma solidaria y hermanada ayudarán al pueblo del país suramericano.

El Gobierno de Venezuela informó que martes que hasta la fecha han detectado 36 infectados con el COVID-19 en ocho estados del país. Todos los casos importados, la gran mayoría de Europa y otros pocos llegaron desde Colombia.

Desde el pasado viernes 13 de marzo los contagios en Venezuela se han dado de la siguiente manera en días consecutivos: 2, 8, 7, 16 y 3.

Coronavirus en Cuba

En las últimas 48 horas, Cuba no reporta nuevos casos de la Covid-19. Los cuatro pacientes detectados permanecen hospitalizados, evolucionan satisfactoriamente y tienen garantizados los recursos para su recuperación; mientras continúan las acciones de control de foco necesarias para evitar la propagación de la pandemia en el país.

La información, ofrecida este domingo en conferencia de prensa y citada por Cubadebate, provino del doctor Carmelo Trujillo Machado, jefe del Departamento de Control Sanitario Internacional del Minsap, quien subrayó que prosigue la implementación de las medidas establecidas para la prevención y enfrentamiento al nuevo coronavirus y se trabaja estrechamente con los organismos de la administración central para alcanzar la contención de la enfermedad.

Por su parte, el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, recalcó que la población y las autoridades están en la necesidad de cumplir con las medidas indicadas para enfrentar la pandemia y no bajar la guardia ante el peligro que continúa significando la expansión del COVID-19.

En un encuentro de trabajo, el Mandatario convocó a la población a ser responsable, evitar las actividades que supongan aglomeración de personas y acudir al médico ante cualquier síntoma respiratorio.

Según se dio a conocer en la reunión, hasta el momento los contactos directos de los cuatro infectados en la isla continúan en vigilancia activa, sin ninguna incidencia por ahora.

La situación, dijo Díaz-Canel, se ha mantenido estable porque hemos tomado medidas y “no se nos puede ir de las manos. Tenemos que trabajar de manera diferente, porque la situación en el mundo cada vez es más compleja».

El Jefe de Estado consideró como una prioridad que médicos y enfermeras de familia acudan a sus hogares para tratar a tiempo las infecciones respiratorias, sobre todo durante los fines de semana, cuando hay más personas en sus viviendas. Agregó que debe incrementarse al máximo la pesquisa en centros de trabajo y de estudio.

El Mandatario alertó a la población a mantenerse informada por los canales oficiales y así no dar espacio a noticias falsas y de mala fe. En redes sociales, añadió, «se distorsiona la realidad cubana y lo que estamos haciendo. La información oficial, la que se está dando con toda seriedad y responsabilidad, sale del Ministerio de Salud Pública».

Cuba
En Cuba están ingresados para vigilancia epidemiológica 259 pacientes: 90 extranjeros y 169 cubanos.

Vigilancia epidemiológica

Por su parte, el ministro de Salud, José Angel Portal Miranda, detalló que están ingresados para vigilancia epidemiológica 259 pacientes: 90 extranjeros y 169 cubanos. Desde el 25 de enero suman 272 ingresos y se le ha dado seguimiento en la atención primaria a 15.793 personas.

Explicó que se han mantenido los estudios de otros virus respiratorios, la mayoría positivos en Influenza A, lo cual es un indicador normal en esta época del año. Para COVID-19 se han estudiado 51 pacientes, con cuatro positivos.

Portal Miranda insistió en que se mantiene también un chequeo sobre los contactos de las personas confirmadas con el nuevo coronavirus, tanto de los primeros tres italianos, como del paciente cubano de Villa Clara. De este último, informó que sus dos contactos directos, incluida una niña de un año, resultaron negativos en el test.

Sobre la organización de la atención médica, actualizó que están habilitadas 1.442 camas en 11 hospitales y 867 en 10 centros de aislamiento. Además, se destinaron 175 ambulancias para el traslado de pacientes sospechosos o confirmados, con una tripulación entrenada en el manejo de estos casos.

El Ministro puntualizó que hay presencia de la colaboración médica internacional en 23 países que hoy tienen transmisión del nuevo coronavirus, y hasta el momento no se reporta problema alguno con ellos. Las brigadas médicas están capacitadas en el tratamiento al COVID-19.

Te puede interesar…

Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬